obispoChavolla

En el evangelio encontramos diversos pasajes en los que podemos contemplar a Jesús enseñando, orando y conviviendo con sus apóstoles, hombres tan variados de origen como de modos y caracteres, que con la gracia del Espíritu se encargan de preservar, ahondar y difundir el mensaje de su Maestro.

Hoy gracias a sus sucesores: los obispos, podemos gozar de la gracia del Espíritu Santo, por ellos compartido; celebrar el XXII Aniversario de ordenación episcopal de nuestro Señor Obispo, S.E. Mons. Francisco Javier Chavolla Ramos, nos llena de gozo. La guía y gracia de Jesús cruza el tiempo, quedándose aquí, en nuestra diócesis.

Desde el punto de vista del Derecho canónico se describe que los obispos son los sucesores de los apóstoles en virtud del Espíritu Santo; además señala que son los Pastores de la Iglesia, quienes tienen el oficio de enseñar, santificar y gobernar en comunión jerárquica con la cabeza y con los miembros del Colegio. Así como en los apóstoles, podemos distinguir tres clases de ministerio en los obispos también:

1. Magisterio
La primera función de los apóstoles es la de enseñar (Mt 28, 19). La consagración les confiere un “carisma peculiar de la verdad” (Ireneo, Adv. haer. tv 26,2), la gracia de la iluminación y la fortaleza, que ha sido a menudo comparada con la que recibiero los apóstoles el día de Pentecostés.

2. Sacerdocio
Por su consagración, el Obispo recibe la plenitud del sacerdocio de Jesucristo a fin de que ellos sean los representantes visibles (cf. Cipriano, Epist. 63, 14) de donde se sigue que los obispos son los ministros principales de toda acción litúrgica. La LG 26 señala al respecto que los obispos están revestidos de la plenitud del sacramento.

3. Oficio Pastoral
La consagración episcopal confiere un carisma que capacita al Obispo para el gobierno del pueblo cristiano . Junto con su cabeza, el sucesor de Pedro, ellos constituyen la suprema instancia de la plena y soberana autoridad sobre toda la Iglesia. Los obispos rigen las Iglesias particulares que les han sido confiadas como vicarios y legados de Cristo. El ministerio sacramental debe distinguirse de la dimensión canónica y jurídica.

Nuestro Señor Obispo ha tomado diferentes decisiones para la mejor atención pastoral de su territorio diocesano, entre estas acciones podemos citar el decreto que presenta la nueva denominación de las zonas pastorales que integran la diócesis. Además, en su acción pastoral podemos considerar la creación de 28 nuevas comunidades parroquiales y 14 rectorías, más algunas comunidades que son cuasi-parroquias, es decir próximas a ser erigidas parroquias.

Por la gracia del Espíritu Santo, el Señor Obispo ha ordenado en el curso de su servicio pastoral, en la Diócesis de Toluca, a 58 diáconos y 63 presbíteros, realizando las primeras de ellas el 2 de septiembre de 2004. Actualmente la Diócesis de Toluca cuenta con 245 sacerdotes y un diácono, de los cuales 13 sacerdotes se encuentran prestando sus servicios en otras diócesis y cuatro continúan su formación académica (tres en México y uno en Roma).

Lo anterior nos sirve para comprender mejor la gran responsabilidad que significa el servicio episcopal, por lo que unidos en torno a él debemos dar gracias a Dios por este don conferido a S.E. Mons. Francisco Javier Chavolla Ramos, quien hoy ejerce en nuestra Diócesis de Toluca, enseñando, orando y guiándonos al Padre. Pidamos a Dios lo ilumine para que se mantenga fiel a Jesús, como un verdadero apóstol sucesor.
Revista Génesis /Año 1/ No. 1/ Abril 2015

Categorías: noticias diocesis.